play_arrow

keyboard_arrow_right

skip_previous play_arrow skip_next
00:00 00:00
playlist_play chevron_left
volume_up
chevron_left
  • Home
  • keyboard_arrow_right Streaming
  • keyboard_arrow_right Florencia Cabezas, campeona nacional de esgrima: “Quiero darle una medalla de oro a Chile”

Streaming

Florencia Cabezas, campeona nacional de esgrima: “Quiero darle una medalla de oro a Chile”

Abril 18, 2021 7


Background
share close

Florencia Cabezas, esgrimista con especialidad en sable, tiene 12 años. Ha dedicado la mitad de su vida a este deporte. Es extrovertida, alegre y dice que no se avergüenza con facilidad. Si en algo cree, es en el esfuerzo. Por eso no le importa cuando pierde un juego, ya que la razón es simple: su contrincante se esforzó más. Lo dice así, con naturalidad, como si fuera el círculo de la vida. Para su corta edad, Florencia tiene clara sus metas, sus sueños, como si el camino ya estuviera definido y solo hiciera falta recorrerlo. Se nota, en su actitud, en sus palabras, una mentalidad de deportista de alto rendimiento.

La historia de cómo llegó a la esgrima es, como suele ser, fruto de pura casualidad. Su madre, Marcela Riffo, realiza bordados industriales y tenía un cliente que le contó que su hijo practicaba esgrima en la Municipalidad de Rancagua. Jamás intuyó que eso conduciría a que seis de sus siete hijos practicarían este deporte. Cuando Florencia vio los sables, le gustó y decidió quedarse. Rápidamente, los entrenadores se dieron cuenta de que tenía dos cualidades: era buena y perseverante. Acto seguido, le ofrecieron un club para competir. Desde entonces, no ha parado. 

Su primera competencia fue a 6 años, en San Francisco de Mostazal. Ganó. De ahí en adelante, siempre ha sido número uno a nivel nacional, excepto el 2018, cuando se quebró el brazo en un sudamericano. Aquello no fue menor: le habían sacado el yeso hace tres días y compitió de todas formas, con su muñeca lastimada. Quedó en el quinto lugar.

-¿Qué es lo que te atrajo de la esgrima?

-Que se podía pegar. No es un deporte tan común. A mí el fútbol no me atrae, no me atraen los deportes comunes y corrientes. Yo cuando chica quería ser gimnasta, y encontré la esgrima y me gustó porque sentía que me podía expresar. Y me gusta la parte de combatir. 

-¿Cómo fueron tus primeras competencias?

-Cuando partí, en mi primera competencia, saqué el primer lugar. Recuerdo que no quería que me pegaran, pero yo sí quería. En la esgrima se pega fuerte, yo tenía miedo que me pegaran, porque en el entrenamiento te pegan muy duro. Además, yo siempre he entrenado con personas más grandes que yo, así que de verdad tenía miedo de que me pegaran. 

-¿Cómo es un día normal en tu vida?

-Entreno todos los días, me levanto a las 7:30am, me visto, como, me voy a lavar los dientes, me voy a esgrima y lo primero que hacemos es movilidad corporal, normalmente es una hora de físico y una hora de esgrima. Después llego a la casa, me baño, a veces no, me acuesto, después de eso almuerzo, salgo con una amiga y juego monopoly.

-¿Cómo enfrentas la derrota en tu disciplina? 

– A mí no me enoja que me ganen. Cuando yo llegue, estaban todos y me mostraban las cosas de esgrima. A mí me gustó porque yo, siendo mujer, no reclamo mucho, si estoy enferma, puedo aguantar mucho y solo reclamo cuando me duele mucho. En varios sentidos soy así.

-¿Cuál fue tu última competencia?

-En Bolivia, esa fue mi última competencia, y saqué tercer lugar panamericano, y la verdad es que, cuando me ganaron, me enojé un poco. En el sudamericano yo le había ganado a esa niña, Sofía, y yo reaccioné, a ver, no es que me haya enojado, pero sentí que pude dar más, pienso que le pude haber ganado, pero habían sido hartas horas de competencia, y ella había descansado más, porque había quedado última en la tabla de puntajes, entonces descansó más. Y yo había quedado primera, entonces competía más. Creo que le pude haber ganado, pero la felicité, porque ella sacó el primer lugar, ella igual se esforzó, se lo merecía. 

-¿Fue uno de tus juegos más difíciles?

-Sofia me pegó muy fuerte en la competencia. Yo pienso que trataba de pegarme para que me fuera cansando más. Me pegó por todo el cuerpo, al principio me iba ganando 7-0, y yo le remonte 9-7. Y después quedamos 9-9, y al final me ganó 10-9.

-¿Tu deporte es lo suficientemente conocido?

-Yo creo que no es lo suficientemente conocido, como el fútbol, atletismo, o a las carreras de correr. Me gustaría que fuera más conocido. Mis compañeros me preguntan qué hago, por qué viajo, y yo tuve que dar una presentación en el colegio sobre mi deporte, y hubo compañeros que se sumaron a hacer esgrima.

-¿Has recibido apoyo de instituciones en tu carrera?

-He recibido el apoyo de Fundación para el Talento Juvenil (FundacEK). Me ha gustado porque son buena onda. Me han dado apoyo psicológico, el cual me ha servido mucho. Fundacek me ha apoyado con el club, comprándome por ejemplo cosas que necesito, como los bolsos de esgrima.

-¿Qué sientes cuando haces esgrima?

-¿Qué siento cuando hago esgrima? Si estoy estresada por el colegio, me desestreso al hacer esgrima. Cuando gano algo importante, me siento feliz, porque es un logro, es una meta desbloqueada, y no pienso en nada más que no sea eso.

-¿Cuál es tu meta, a largo plazo? Tu sueño. 

-Quiero llegar a los Juegos Olímpicos y ganarlos. Quiero darle una medalla de oro a Chile. Nunca hemos ganado medalla de oro en Chile, en esgrima. La Cáterin Bravo es una sablista, ella llegó a los Juegos Olímpicos, pero no los pudo ganar. No tenemos medallas olímpicas. Yo quiero la medalla de oro, me conformo con eso, no de plata ni de bronce.

-¿Cuándo crees que puedas lograr esa meta?

-Yo creo que puedo lograr esa meta el 2024, eso sería en juvenil, ya tendría 16 años, y podría ir.

-¿Te gustaría vivir de tu deporte?

-Sí, me gustaría dedicarme toda la vida a este deporte

Tagged as: , .

Previous post
Post comments (0)

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Close Bitnami banner
Bitnami